RAICES

 

RAICES
Por: Jorge Mier Hoffman

Blanco con bata blanca “médico“. Negro con bata blanca “chichero“… Los ricos viven en “lomas” y los pobres en “cerros

Son los chistes segregacionistas que invaden las páginas en Internet… Quién no recuerda a Kunta Kinte, protagonista de la serie de televisión “Raíces” de la Cadena ABC, que en el año de 1977 nos trasladaba al África del siglo XVI, cuando los blancos iban a cazar negros para venderlos como esclavos a las colonias estadounidenses… Esa serie supo cautivar al público al denunciar el segregacionismo, la lucha de clases, la injusticia y la discriminación racial que está sembrada en la genética anglosajona, que no es cosa del pasado, y que quedó demostrada con el huracán Katrina que devastó Nueva Orleáns, para desgracia de los negros pobres que no vieron llegar la ayuda humanitaria de un gobierno de blancos que corre cuando su casta blanca es amenazada por un huracán o un tornado, pero que en su racismo, deja que millones de negros sufran en Harlen y el Bronx, la inclemencia del invierno infernal, mientras los blancos privilegiados disfrutan sus cenas de navidad en cálidos hogares.

Durante la Segunda Guerra Mundial el mundo también fue impactado por la discriminación de la raza aria que se considera superior al resto de la humanidad, y que volcó su rabia segregacionista en los judíos que eran exterminados en los Campos de Concentración Nazi… Fue una práctica de encierro segregacionista que surgió en el pasado con los Estados Pontificios cuando crearon los “Guetos” para enclaustrar a judíos, musulmanes, ateos y cristianos que denigraran del Papa.

Hoy el planeta tiembla ante la intolerancia religiosa, como otra forma de segregacionismo entre judíos y musulmanes que amenaza la paz del planeta

Si bien es cierto que en la conciencia del pueblo venezolano no existe la discriminación racial ni religiosa, salvo la que se aplica en algunos medios de comunicación, durante 41 años tuvimos la peor de todas las formas de segregacionismo: LA DISCRIMINACIÓN SOCIAL

En 1987 me correspondió visitar las instalaciones del Gurí para evaluar el potencial hidroeléctrico del país, conforme al desarrollo del Sur que se planificaba con las empresas de Guayana… En esa oportunidad, fui invitado a una lujosa Hacienda, donde el dueño me preguntó si quería conocer a sus hijos… Era obvio que le mencioné que sí, y de inmediato un gesto de un aplauso a manera de señal, tal cual veíamos en la serie “Raíces”, al momento en que se presentaron cerca de 8 muchachos no mayores de 10 años que se alinearon ante el hacendado… En mi inocencia, pensé que ciertamente se trataban de sus hijos, a lo que el amo de la Hacienda, de manera burlesca, se dirigió a los demás invitados: “éste es de la Capital… No son mis hijos… son mis esclavos que yo compro a buen precio”… Al momento, en que los jóvenes comenzaron a dar sus nombres con el apellido del amo…

Eran esclavos en pleno siglo XX y a pocas horas de Caracas..!

Recordé esta anécdota al compatriota Guillermo García Ponce cuando era Constituyentista y aún la Revolución Bolivariana luchaba por desterrar la injusticia social de 41 años de Puntofijismo… Guillermo me contó sobre una más reciente, cuando visitó en calidad de denuncia una obra de ingeniería que estaba siendo llevada a cabo por un consorcio español, que acostumbraba amarrar a los obreros rebeldes, tal cual ocurría en la época colonial, mientras los empresarios comían en lujosos tráiler con aire acondicionado… Cuando los dueños supieron de las intenciones de Guillermo, llamaron al Jefe de la Policía, quien sin importar la condición de inmunidad de un constituyentista, fue arrestado por intervenir a favor de los obreros maltratados.

Hago estas reflexiones, motivado a un artículo que publicó Claudio Nazoa en pasado 3 de junio bajo el título: “Los Primeros Muertos serán de Apellido Nazoa”

En su escrito del Nacional, Claudio Nazoa se ruboriza por la discriminación política que ha generado la intolerancia partidista del bolivarianismo, que según él, nunca se había visto en el país… Nazoa añora ese “paraíso” del Puntofijismo donde vivían en armonía ADECOS, COPEYANOS, COMUNISTAS y apolíticos… También invoca con profunda tristeza, esa “paz” que según él, se respiraba el país, cuando su padre, el excelso Aquiles Nazoa, trabajaba como Director de Cultura con Carlos Andrés Pérez.

EL CREDO DE AQUILES NAZOA

“…creo en un barco esbelto y distantísimo
que salió hace un siglo al encuentro de la aurora;
su capitán Lord Byron, al cinto la espada de los arcángeles,
junto a sus sienes un resplandor de estrellas;
creo en la amistad como el invento más bello del hombre,
creo en los poderes creadores del pueblo,
creo en la poesía y en fin,
creo en mí mismo, puesto que sé que alguien me ama”
Aquiles Nazoa

Qué tristeza y que lástima me das Claudio, por ser hijo de ese hombre de mente revolucionaria y que todos admiramos: Aquiles Nazoa el escritor, periodista, poeta, humorista y humanista social.

En ti no se aplica ese refrán: “De tal palo tal astilla”… Si la naturaleza no te dotó de la sapiencia, la sabiduría ni la capacidad artística de pintar las palabras en hermosas poesías, al menos no mancilles el apellido de tu padre con este infame escrito lleno de mentiras… y que deja ver tu ignorancia en los asuntos políticos y tu postura lacayista a favor de unos dueños de medios de comunicación… Léase: Radio Caracas Televisión, Globovisión, El Nacional, El Universal y la Cadena de Radio Nacional CNB… Te recuerdo, que no todos sufrimos de la ignorancia histórica: tu padre Aquiles Nazoa fue víctima de ese Puntofijismo que tanto alabas, y que se inauguraba el 13 de febrero de 1959 con Rómulo Betancourt como presidente, quien al año siguiente ordenó cerrar la revista de tu padre “Dominguito”, por su postura socialista bolivariana, y por denunciar las sirvenguenzuras de ADECOS y COPEYANOS.

Con la defensa irresponsable que haces del Puntofijismo..! removiste las cenizas de otro mártir de la revolución, el profesor Lovera, asesinado por la jauría de Carlos Andrés Pérez, que con seguridad debe estar compartiendo honores con tu padre en el cielo de los justos

Hablas de intolerancia bolivariana en un país donde la libertad de prensa se ha convertido un LIBERTINAJE vulgar y prostituido para los medios de la oposición, que dicen y desdicen de Chávez y el gobierno, silenciando sus logros e inventando un país en desgracia que sólo existe en las mentes enfermizas de algunos lacayos que se dicen “periodistas”.

Claudio, no es un secreto que algunos de tus colegas del medio humorístico, anhelan una invasión Norteamericana y por ello fueron firmantes del Decreto Dictatorial de Carmona “el breve”…

…y con toda esa desgracia oposicionista y oportunista que apuesta a la desgracia de Venezuela, no hay perseguidos políticos, ni muertos ni desaparecidos, sino delincuentes que han huido del país y otros están siendo juzgado por los tribunales conforme la Constitución y las leyes… pero nada dices de los muertos de Carlos Andrés Pérez, Raúl Leonis y Rafael Caldera, cuando lanzaban desde los helicópteros a los disidentes políticos que secuestraban de sus casas sin otra Orden que la fuerza de las pistolas… Es verdad lo que dices: “En el Puntofijismo no había disidencia política ni intolerancia”, no porque no la hubiera, sino porque los medios cómplices silenciaban a la disidencia y la policía del gobierno se encargada de callarlos para siempre… Esto no lo digo yo sino lo dijo tú padre cuando exponía con vehemencia sus ideales socialistas que plasmó en su obra “CUBA, de Martí a Fidel Castro” donde tu padre escribió:

“Nos sentimos de todos los tiempos y de todos los lugares, y andamos como el viento tras esa semilla que aquí cayó un día y aquí, en terreno fértil, retoñó y se levanta como lo que siempre hemos dicho -y no lo digo ahora aquí en Cuba, porque esté en Cuba y porque, como dicen en mi tierra, en el llano venezolano, me siento guapo y apoyado, sino que lo decíamos en el mismo ejército venezolano antes de ser soldados insurrectos; lo decíamos en los salones, en las escuelas militares de Venezuela-: Cuba es un bastión de la dignidad latinoamericana y como tal hay que verla”

Yo no olvido el pasado y te recuerdo cuando tú y yo estudiábamos en el Pablo Acosta Ortiz en la Av. San Martín, Liceo abandonado por la desidia de un gobierno ADECO y luego COPEYANO que no le interesaba fomentar la educación

No te acuerdas cuando teníamos que agruparnos en la avenida para atravesar los barrios para llegar al Liceo y evitar la delincuencia que nos azotaba… No te acuerdas cuando éramos golpeados salvajemente por la policía del Gobierno cada vez que nos amotinábamos en la bomba de la Av. San Martín para protestar por el cierre de las Escuelas Técnicas que dejó varado a miles de estudiantes… No te acuerdas cuando allanaron el Liceo por una denuncia de un periódico de izquierda que se distribuía en nuestro Liceo… No te acuerdas cuando fuimos arrestados por protestar por el allanamiento de la UCV por orden de Caldera… y hablas de intolerancia bolivariana..? No te acuerdas que para trabajar en el gobierno debíamos pagar la cuota política que te descontaban por nómina todas las quincenas… No te acuerdas que no podías hablar de marxismo en el trabajo, y mucho menos hablar mal del gobierno… No te acuerdas que el Presupuesto Nacional se lo repartían los “Amos del Valle” y el pueblo padecía la indolencia e intolerancia de un gobierno que sólo visitaba los barrios para buscar delincuentes y hacer redadas… No te acuerdas que para trabajar en televisión tenías que “jalar bola” o pagar la operación colchón que tantas veces denunció tu padre entre chistes y poemas en su programa de radio… Programa que la Radio Rochela ridiculizaba todos los lunes… No te acuerdas..?

Un consejo compatriota Claudio: Lee las obras de tu padre Aquiles Nazca, donde hallaras las raíces de esta revolución bolivariana fundamentadas en su máximo líder: Simón Bolívar

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • PRESENTACION

    Si suelo ser inquisidor e implacable en el tema de Bolívar, es porque para mí la Doctrina Bolivariana es más que una religión a la que puede profesar cualquier creyente que sustenta su fe en la adoración o temor a lo desconocido y lo sobrenatural... y como fiel a los preceptos Bolivarianos, invoco en mis escritos lo dicho por el Libertador: "El que manda debe oír aunque sean las más duras verdades y, después de oídas, debe aprovecharse de ellas para corregir los males que producen los errores propios” Simón Bolívar
  • Blog Stats

    • 132,981 hits
  • Entradas recientes